Río Tercero recordó a Mario Nívoli, piloto caído en Malvinas

Se cumplieron 40 años de que el primer teniente Mario Víctor Nívoli, piloto nacido en Río Tercero, caía en combate durante de la guerra de Malvinas.
Acto Mario Víctor Nívoli 2022a
Se realizó un acto en memoria de Mario V. Nívoli, riotercerense caído en Malvinas

Mario Víctor Nívoli, es el único riotercerense que cayó en combate durante la Guerra de Malvinas. Fue cuando participaba de una misión como piloto de la Fuerza Aérea Argentina. En la Plazoleta que lleva su nombre, en el acceso este de la ciudad, se lo recordó, como sucede cada 12 de mayo, a 40 años de aquel 1982.

En esta oportunidad, en el marco del acto, en donde estuvo su esposa, Graciela Álvarez, y sus hijos, Mario y Diego, veteranos de Malvinas, además de autoridades municipales, encabezadas por el intendente, Marcos Ferrer, de la Fuerza Aérea Argentina, y de instituciones, se descubrió un mural en su memoria.

Mural Mario Víctor Nívoli 2022a

Sobre el mismo recordó el municipio, "honra y destaca por lo que pasó nuestro querido Mario. Dicha obra escultórica fue realizada por el artista Carlos Leonardo Gómez, quien dejó plasmado en figuras de alto relieve un avión caza A4 skyhawk atacando al HMS Brillante y debajo nuestras Islas Malvinas".

"Mediante esta rememoración buscamos rendir homenaje a nuestro héroe nacional, quien mediante su patriotismo y enorme valor, impulsó numerosos actos de valentía en busca de combatir en aquel histórico conflicto", se indicó desde la Municipalidad de Río Tercero, sobre el mural que recuerda a Mario V. Nívoli. 

A 40 años de aquel 12 de mayo

El 12 de mayo de 1982, el piloto riotercerense participaba de una misión al mando de un Douglas A-4B Skyhawk, cuando el mismo fue alcanzado por la artillería británica. Tenía 28 años. 

Casado con Graciela Álvarez, tuvieron dos hijos: Diego y Mario. Ambos eran muy pequeños cuando su padre fue destinado a Río Gallegos. En una misión de la que formó parte con otras aeronaves, de las que solo una retornó, como está señalado, caía en combate.  

Mario formó parte de aquellos pilotos de la Fuerza Aérea Argentina y de la Aviación Naval, cuya capacidad y valentía fue destacada hasta por los propios británicos, que contaban con una tecnología militar superior. Varios navíos ingleses, fueron hundidos o averiados seriamente por los aviones argentinos. 

Nacido en Río Tercero, había cursado sus estudios primarios y secundarios en Hernando y Villa del Dique. En la última población, una escultura también lo recuerda. 

Luego ingresaba a la escuela de Aviación Militar. Egresaba como alférez. Finalmente llegaba a ser piloto de la Fuerza Aérea. En 1979 era destinado a la V Brigada Aérea con asiento en Villa Reynolds, San Luis.

El recuerdo

En un video que publicó el municipio en 2017, su esposa Graciela, señalaba: "Lo que más rescato de Mario era ese amor por sus padres, ese gran respeto a toda la educación recibida (...) Mario, era una persona muy simple", rememoraba. 

En aquel trabajo audiovisual, se rescataban partes de su vida, con su familia, como en la carrera de piloto militar.

En su ciudad natal, además de la Plazoleta que lleva su nombre, una imagen y semblanza suya, acompaña a uno de los árboles que crecen en la Plaza del Barrio Héroes de Malvinas.

Donados por la CTA-A a la Comisión Vecinal, esos árboles autóctonos, crecen en memoria de los caídos en Malvinas nacidos en esta parte de Córdoba: Mario Víctor Nívoli (Río Tercero), Fabricio Carrascull y Horacio Giraudo (Hernando), Ramón Cabrera (San Agustín), y Osvaldo Castillo (Embalse).

El acto del jueves

Como está señalado, el acto del jueves se desarrolló en la Plazoleta Primer Teniente Mario Víctor Nívoli, mal llamada en ocasiones "Plazoleta del Pucará", por el avión de la Fuerza Aérea que allí se emplazó hace años en su memoria. Tiene su nombre, más allá del avión. Se recordó que hace 40 años un hijo de la ciudad y zona dejaba su vida en aquella guerra.

Con el tiempo, como sucedió con todo lo relativo a Malvinas, comenzó a revalorizarse y recordarse lo sucedido en 1982. El mural descubierto en el espacio que recuerda a este piloto riotercerense, sin dudas, forma parte de ese proceso de recuperación histórica, en homenaje a quienes se quedaron para siempre en las islas y a los Veteranos de Guerra.

Los espacios y memoriales, progresivamente comenzaron a ser parte del sentir colectivo, que aún estaba en deuda con quienes fueron parte de aquel conflicto por el archipiélago que pertenece a nuestro país, y que se encuentra usurpado por el Reino Unido, quienes cayeron en combate y quienes retornaron, pero que nunca se fueron de Malvinas.

Te puede interesar