Iron Mountain y la analogía con lo sucedido en Río Tercero

Nacionales 05 de febrero de 2022 Por Redacción Tercer Río Noticias
"La analogía existe (...)", decía el padre de uno de los bomberos muertos en el incendio de Iron Mountain, sobre ese hecho y el atentado de 1995 en Río Tercero.
Iron Mountain
Se cumplieron 8 años del incendio en Iron Mountain (Foto: Télam)

"La analogía entre un hecho y el otro existe (...) la corrupción mata, literalmente mata", enfatizaba hace dos años, Rolando Monticelli, padre de Juan Matías, uno de los bomberos que falleció en el incendio y posterior derrumbe de Iron Mountain, ocurrido en Buenos Aires, el miércoles 5 de febrero de 2014. 

Una analogía es la relación de semejanza entre cosas distintas, según lo describe la RAE. Lo ocurrido hace 26 años en Río Tercero, y lo sucedido en Iron Mountain, fueron dos hechos distintos, pero con semejanzas. 

Rolando lo recordaba, enlazando ese hecho en el que perdió la vida su hijo Matías, del que se cumplieron 8 años, con lo sucedido en Río Tercero, en donde se hizo volar a la Fábrica Militar para ocultar pruebas del faltante de proyectiles producto del contrabando de armamentos. En el incendio, se intentaron quemar las pruebas del lavado de dinero. A eso aludía en una entrevista con este sitio de noticias y la emisora Mestiza Rock en 2020.

"También tuvo vínculos internacionales (Iron Mountain), de ahí el poder que ostentan todos los que andan libres. Ha sido invisibilizado, bloqueado, escondido bajo la alfombra, durante cuatro años. Me preguntaban en un programa cuánto lleva la causa, y lleva el pedacito de 2014, que quedó después de febrero, y algo de 2015", decía en aquella entrevista.

Rolando Monticelli1

La causa hoy

Los medios comenzaron a prestarle algo más de atención a lo sucedido, cuando se derrumbó un muro cegando la vida de varios bomberos y rescatistas, entre ellos, el hijo de Rolando. "Los cuatro años que gobernó el macrismo no se pueden contar como que eso corrió, porque quedó ahí, bloqueado, la Justicia quedó bloqueada, la información quedó bloqueada, silenciada. Se me cerraron las puertas de todos los medios (...)", decía.

Sobre la invisibilización mediática, reconocía que "algunos se jugaron". Destacaba a Gustavo Veiga de Página 12, Néstor Espósito de Radio del Plata, o en C5N "cuando todo estaba muy en caliente, por ser una noticia de semejante magnitud". En el resto de los medios masivos, indicaba, el tratamiento del tema era "cero". 

Los 10 fallecidos en el incendio fueron Leonardo Day, Anahí Garnica, Carlos Veliz, Eduardo Adrián Conesa, Maximiliano Martínez, Juan Matías Monticelli (del Cuartel I de Bomberos de la Policía Federal), los bomberos voluntarios Sebastián Ezequiel Campos y Facundo Ricardo Ambrosi (cuartel Vuelta de Rocha) y dos rescatistas de Defensa Civil, Pedro Esteban Barícola y José Méndez Araujo. 

El viernes se presentó un documental sobre aquel hecho, En cumplimiento del deber. “Que te llamen, enterarte, reconocer el cuerpo de tu hijo y todo ese calvario... Sentí como si me sacaran un pedazo de algo adentro. Ya está, esa parte no te la injertan más”, recordó Monticelli en diálogo con el diario Página 12.

A los 20 días aproximadamente se empezó a hablar de que lo que había pasado esa mañana no fue un accidente, sino que fue intencional. “Te jode más, porque si yo tengo un hijo policía, bombero, sé que puede pasar: en donde todos salen corriendo ellos entran. Pero si hubiera sido un gaje del oficio era una cosa, pero que sea intencional es mucho más doloroso porque se podría haber evitado”, aseguró el padre de Matías.

Recuerda la crónica de Página 12 que los familiares golpearon todas las puertas que pudieron para tener justicia y que se esclareciera lo sucedido. A pesar de eso, no hay acusados hasta el día de hoy.

Sobre la investigación, Monticelli señala: “La investigación le correspondía al Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, pero si el jefe de Gobierno era Mauricio Macri, era obvio que no se iba a encargar... ¡Si él tenia cajas en ese lugar que se quemaron y él dio órdenes para que se incendiaran, porque lo implicaban en lavado de dinero, coimas, y Panamá Papers! Todos esos papeles están ahí y algunos incluso están dentro de la causa porque no se quemaron del todo”.

A los cuatro años del incendio, el juez Pablo Ormaechea dictó 17 procesamientos por "incendio culposo seguido de muerte". La decisión fue apelada tanto por las defensas como por la querella, esta última por los cinco sobreseimientos. El 29 de diciembre de 2020 la Sala VI de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Criminal y Correccional revocó esa resolución por considerar que tenía graves errores de fundamentación y dejaba de lado la medular cuestión de la "intencionalidad". Le ordenó al juez que dictara nueva sentencia en base a nuevos peritajes y las conclusiones de un colegio pericial.

El abogado de los familiares, Javier Moral, negó que, en virtud de esto, los imputados hayan sido "desprocesados" --no fueron sobreseídos ni se les dictó la falta de mérito-- y su expectativa es que una vez superada esta etapa de impasse en el expediente, sean procesados "con mejores fundamentos" incluso un mayor número de acusados y por el más grave delito de "estrago doloso seguido de muerte", recuerda el medio capitalino.

Como si el recuerdo, el dolor y la lentitud de la Justicia, no bastara para quienes perdieron a un ser querido, hace pocas semanas vandalizaron el lugar donde se recuerda a las víctimas del incendio pero no es la primera vez que pasa. Suelen escribir sobre los recuerdos, robar las banderas y los rosarios. El papá de Matias Monticelli dice que “les molesta tener eso todos los días en la puerta, les recuerda lo que hicieron”.

Presiones e incendio intencional

En la entrevista de 2020, el papá de Matías, recordaba que trabajaba en las dependencias del INDEC Nacional, en donde, había comenzado a ser presionado para que dejara de reclamar por la muerte de su hijo. Finalmente, fue despedido.

Indicaba, que tras la asunción de la gestión anterior, en 2016, "me llamaba gente, uno, otro, el director de tal cosa, el de personal, el de recursos humanos (...) de aquí, de allá". "Siempre era 'fijése lo que está hablando', y yo les decía '¿acaso estoy denunciando un tema de acá adentro, qué hay corrupción o no sé? Este es mi trabajo, y lo de allá, afuera, es la lucha por mi hijo, y no tiene por qué relacionarse una cosa con la otra", indicaba.

Agregaba que sin dudas, esas presiones correspondían a un "pedido de algún poder de afuera, externo al organismo en que yo estaba, que le dirían 'bueno, ya que es empleado del Estado, vamos a presionarlo para que deje de hablar'". "Más allá de todo, seguí adelante (con el reclamo), y me costó el puesto, mi trabajo".

Sobre el incendio que le costó la vida a 10 personas, entre las que se encontraba su hijo, manifestaba que se confirmó totalmente que fue intencional. "Está totalmente determinado, todos los peritajes lo dijeron", enfatizaba.

"No tengo una inclinación política por un lado o por el otro, sino que lo hago objetivamente; y me lo han dicho 'vos debés ser K por eso hablás de Macri', no, ni 'K', ni 'B', ni 'C'. Yo soy el papá de un muchacho que no vuelve más a mi casa y sé quienes son los culpables, no pudiendo hacer nada, porque son tipos demasiado poderosos", aclaraba.

Indicaba que se ha preguntado "por qué lo quemaron en ese momento, en ese día" al depósito. "Lo queman, porque les avisan desde la Unidad de Investigación Financiera, que iban a hacer una auditoría sobre las cajas", concluía.

"Su vida recién comenzaba"

Sobre su hijo, Rolando rememoraba: "Tenía 26 años, una vida que recién comenzaba prácticamente. Era bombero de la Policía Federal (...) Era un muchacho muy preparado, además. Tengo el testimonio de muchos jefes de él, que saben quién era Juan Matías".

Juan Matías Monticelli1

Sobre su lucha y su sueño, señalaba: "Es alcanzar un poco de paz y poder por la noche apoyar la cabeza en la almohada y dormir sin estar cuatro horas dando vueltas". Y agregaba sobre su pelea para que se haga Justicia: "Es algo que le prometí a mi hijo, nunca dejar de luchar más allá de todo lo que se me puso al frente. Mis sueños, tengo que decir, están sesgados por lo que es la realidad de las cuestiones que tienen que ver con el poder".

No obstante, indicaba que esperaba poder ver "tras las rejas a los responsables para que no pase más". "Mi hijo ya no está más, si pudiera me pondría en dónde está él para que volviera de este lado, y lo haría sin dudarlo un segundo, aunque no puedo", expresaba.

Te puede interesar