El Concejo Deliberante de Río Tercero y un minuto de silencio en memoria de Marilena Bossio

Río Tercero 04/03/2021 Por Tercer Río Noticias
En la sesión del jueves del Concejo Deliberante de Río Tercero, se realizó un minuto de silencio en memoria de Marilena Bossio, la joven riotercerense que falleció el pasado fin de semana en un lago de Santa Cruz, luego de acudir en ayuda y colocar un chaleco salvavidas a un nene de ocho años, salvando la vida del pequeño.
Marilena 1

El Concejo Deliberante de Río Tercero, en su habitual sesión de los jueves, realizó un minuto de silencio en memoria de la joven médica veterinaria, Marilena Bossio. La misma, perdió la vida el pasado fin de semana en un lago de Santa Cruz, cuando decidió salvar a un niño de ocho años, Mateo, colocándole un salvavidas, en medio de un temporal.

Señala la gacetilla del cuerpo deliberativo riotercerense, que el minuto de silencio fue en "memoria de la joven Marilena Bossio, oriunda de nuestra ciudad quien lamentablemente el último fin de semana perdió la vida en la Pcia. de Santa Cruz, cuando una fuerte tormenta sorprendió al grupo que integraba en un paseo en kayak en el Lago Cardiel".

Agrega el informe de prensa: "Un acto de pura heroicidad hizo que Marilena entregara su salvavidas a un nene de 8 años. Marilena Bossio era médica veterinaria y se había recibido en la Universidad Nacional de Río Cuarto".

La historia de Marilena, quien no dudó en acudir y colocarle un salvavidas al pequeño Mateo de 8 años, perdiendo su vida por ese acto heroico, se conoció en el país. Un temporal se desató provocando la tragedia, en la que, además de Marilena, fallecieron Daniel Barría; su hermano Javier Barría; y Elsa Raquel Martínez. Mateo, luego de estar por más de cuatro horas en el agua, pudo ser rescatado y por la acción de Marilena, salvar su vida.

Marilena, hija de María Alicia Martínez y Víctor Bossio, había cursado sus estudios universitarios en Río Cuarto, recibiéndose de médica veterinaria. Además de estar en el sur visitando a una amiga, su intención era trabajar con su profesión en ese lugar del país. No sólo María Alicia como Víctor, señalan que ella era así, el de brindar todo por los demás, sino quienes llegaron a conocerla. La población cercana al lago, es Gobernador Gregores.

Hasta allí había llegado la joven riotercerense, y se encontraba en la casa de su amiga. La hermana de la misma, Débora, señala una nota de La Opinión Austral, dijo que "estábamos todas en la orilla, y a unos 50 metros habían otras personas, de las cuales dos andaban en kayak, y cuando empezó a salir viento, seguían andando".

Para el lado izquierdo, estaba la familia Barría -señala el medio del sur-, con los tres hermanos (Claudio, Daniel y Javier) y entre los que también estaba el pequeño Mateo. "Agarró una tabla y se metió al agua, y empezó a decir ‘me lleva, me lleva, me voy'". Por momentos, parecía que calmaba el viento, pero las ráfagas fueron más fuertes.

Los primeros que reaccionaron, prosigue el medio sureño, fueron un joven que estaba pescando, quien se arrojó nadando para alcanzar a Mateo, y luego Marilena, que tomó el kayak de una persona y acudió en ayuda del pequeño. Otra amiga le alcanzó a tirar un salvavidas, pero no logró agarrar el segundo. "Le salió instintivamente", relató Débora.

Marilena alcanzó a llegar hasta el niño, "le pone el salvavidas, lo ata al kayak, mientras el tío del nene (Claudio Barría) también se había tirado en una tabla y remando con los brazos para llegar". Mientras tanto, "la pareja de mi prima sacó al pescador acalambrado", contó. Y agregó: "Estaba a diez metros de la orilla y no podía llegar por el viento que se había largado". La única forma que encontraron fue atar sogas y lanzarlas desde la orilla.

Marilena, se había quedado sola, y estaba cada vez más adentro del lago. En la orilla "estaban Javier y Daniel viendo qué hacían, le dimos el kayak nuestro, les pusimos los salvavidas" y salieron en busca de los náufragos.

"De repente se levantó una tormenta, se empezó a oscurecer todo, de lluvia y granizo, el viento levantaba la arena de la playita y te pegaba, empezaron a correr todos", siguió relatando Débora. Allí, agrega, "empezamos a ver que se empezaban a dar vuelta los kayak"

El cuerpo deliberativo riotercerense, de esta manera, con un minuto de silencio, recordó a la joven veterinaria de la ciudad, cuando el dolor está aún fresco, cuando su acto de heroísmo recorre los medios del país.

Concejo Marilena

Marilena, como está señalado, dejó la vida por el pequeño de ocho años. El municipio de Gobernador Gregores, la recordó y rindió un homenaje en su memoria con una imagen suya, acompañada por una frase de Walt Whitman: "Los infinitos héroes desconocidos valen tanto como los héroes más grandes de la Historia". Agrega: "Marilena Bossio, gracias por haber sido nuestra héroe. Gobernador Gregores te recordará por siempre".

Te puede interesar