El temor, la incertidumbre, las compras en masa, el coronavirus, el "yo" y el "nosotros"

Opinión 16/03/2020 Por Fabián Menichetti
En Río Tercero, al igual que en otras ciudades, como desde hace algunas semanas sucede en otros países, se produjo una avalancha, por lo menos el domingo por la tarde, de personas ávidas por comprar todo tipo de mercaderías, por temor a una "cuarentena" debido al coronavirus...
Compras Supermercados1

"Si se genera una psicosis, la misma produce estrés y este hace que las defensas disminuyan, quedando abierta la puerta para el ingreso del virus". La frase corresponde al Dr. Hugo Pizzi, epidemiólogo y profesor titular plenario de la Facultad de Medicina de la UNC. Lo indicó hace poco durante una entrevista en la emisora Mestiza Rock.

Lo que se percibió el domingo, especialmente por la tarde en los supermercados de Río Tercero, fue una demostración de esa psicosis. Vehículos esperando estacionar y personas atestando el exterior e interior de los mismos. Estaban quienes llegaban a comprar lo habitual y estaban quienes llenaban sus carros.

"Por si acaso me preparo y por las dudas compro lo necesario y más también de lo necesario, porque primero estoy yo y mi familia", señalaba una mujer, que dialogaba con otra en la fila de la caja, mientras esperaba por pagar. No sucedió por la tarde, sino por la mañana, cuando ya comenzaba la avanzada de compras hacia las grandes superficies. 

La imagen no fue exclusiva de los supermercados de Río Tercero, sino que replicaba lo que sucedía en otras ciudades del país y también en las del exterior, en donde esas situaciones en los puntos de venta, se reflejan desde hace días en las pantallas de la televisión. 

El miedo a una eventual cuarentena y el temor al coronavirus, hizo que las góndolas quedaran en algunos sectores vacías. Ni qué decir del alcohol en todas su variantes, los barbijos y otros elementos, inexistentes en farmacias. Ni siquiera la Gripe H1N1, generó semejante psicosis colectiva, aunque con excepciones, claro está.

Lo paradójico de dicha situación, es que quienes llenaban sus carros con todo tipo de mercaderías para sortear un eventual aislamiento por el virus, se exponían a contraer el virus. Precisamente uno de los consejos es evitar la aglomeración de personas. Es de imaginarse, qué podría haber sucedido si alguien, en el interior de esos supermercados, por caso, comenzaba a estornudar producto de una alergia. Es mejor no imaginarlo.

Las imágenes se reprodujeron en las redes y, en muchos de los casos (o en la mayoría), dicha actitud fue cuestionada, indicando que la misma responde al "individualismo" y a una "falta de solidaridad" con muchas personas que no poseen el poder adquisitivo para llenar un carro con mercaderías, las que, al momento de buscar un elemento imprescindible, pueden no encontrarlo, y con quienes trabajan en los supermercados.

Sobre el alcohol en gel o líquido, por ejemplo, elemento para evitar la propagación del virus y sobre como voló de góndolas y farmacias, circuló en las redes una placa que señala sobre quien haya comprado por varias unidades estos elementos: "Si acaparás 100 alcohol en gel, no dejás que 99 tengan 1. Y uno de ellos te puede contagiar". Es lógica pura, ¿no?

Seguramente es un tema de análisis social. Lo cierto, es que en situaciones como la que se está atravesando, prima, es real, el individualismo en muchas personas, aunque también la racionalidad y la solidaridad en otras. En los comentarios de las redes eso pudo apreciarse.  

Ciertas situaciones que rompen o amenazan con romper la rutina de una persona y su grupo más cercano, generan estas reacciones. La rutina, en ocasiones puede transformarse en agobiante, pero cuando desaparece, se la suele extrañar. Además, la ausencia de la misma, responde a la incertidumbre de lo qué pueda ocurrir, que algo se escape de control, que cambien las reglas, hasta allí inalterables, en el microclima particular y grupal.

Una instantánea llamativa fue que algunos de los carros repletos de mercaderías, transportaban varios rollos de papel higiénico. La pregunta más lógica es ¿por qué? En las imágenes que se aprecian de supermercados europeos, en donde sí rige una cuarentena estricta, dicho elemento de higiene personal es lo que puede visualizarse.

En un informe publicado en La Voz del Interior, se indica que este tipo de compras, según expertos en sociología y psicología, se denomina "compra de pánico" y atiende a unas reacciones irracionales, aunque comprensibles, como el miedo o la ansiedad individuales que se intensifican en sociedad dando lugar a una histeria colectiva".

Precisamente, el comienzo de esta columna, acudiendo a lo expresado por uno de los profesionales médicos, especialista en infectología de la UNC, más reconocidos del país, indica que una aliada del virus, es la psicosis colectiva que se genera por el propio virus. 

Y más allá de lo estrictamente médico, está, claro, el pensar en el colectivo comunitario. En este contexto, sería interesante, a partir de una reacción que no es exclusiva de una ciudad, apelar a un cambio saludable en medio de una pandemia que, en mayor o en menor medida, desde lo anímico y emocional, nos afecta a quienes somos parte de una sociedad. 

Sería reemplazar el "yo" por el "nosotros".

Sí, aunque suene a una utopía.

Fabián Menichetti

Locutor M.P 7724 - Periodista - Editor Tercer Río Noticias. Director periodístico Mestiza Rock - Autor de los libros: Noviembre (1997) y Esquirlas de Noviembre (2011)

Te puede interesar